Uno de los principales eventos astronómicos de este mayo es la lluvia de las estrellas Eta Acuçaridas que llegará a su punto máximo el 5 de mayo.

De acuerdo con el Instituto Nacional de Astrofísica, Óptica y Electrónica (INAOE), el objeto propulsor de estos meteoros es el cometa Halley, el cual regresa a la Tierra cada 76 años, pues es el tiempo que tarda en dar una vuelta completa alrededor del Sol. La próxima vez que será visible desde la Tierra será en 2061.

El radiante, el punto del cielo de donde parecen emerger las Eta Acuáridas, está en dirección a la constelación de Acuario. La lluvia lleva el nombre de la estrella más brillante de la constelación, Eta Aquarii.

Compartir