En el Estado de Puebla se encuentra el volcán Cuexcomate, considerado el más pequeño del mundo.

Este volcán tiene 13 metros de altura sobre el nivel del mar y el cráter tiene un diámetro de 8m.

De acuerdo con una leyenda, este colosos es hijo del Popocatépetl y de la mujer dormida Iztaccíhuatl.

Pero lo cierto es que se trata de un géiser y el cono hueco en forma de volcán surgió por un brote de agua sulfhídrica y lava volcánica, como consecuencia de una erupción del Popocatépetl en el año 1064.

Los turistas luden ingresar al volcán y llenarse de energía.

Compartir