El Boeing 787-888 de la Fuerza Aérea Mexicana despegó de Bucarest, Rumania, con 81 personas y una mascota, que salieron de Ucrania huyendo del terror que genera una guerra.

Los ciudadanos agradecieron el apoyo y la solidaridad de las autoridades mexicanas quienes los rescataron de una pesadilla que vivían al estar en medio de la guerra.

Se sabe que son 23 hombres y 16 mujeres; 28 de Ucrania: 23 mujeres y 5 hombres; 7 ecuatorianos: 5 hombres y 2 mujeres; un hombre peruano y un hombre australiano.

En el vuelo viajan 138 personas: 81 evacuados; 28 periodistas; seis funcionarios de la Secretaría de Relaciones Exteriores y 23 de la Secretaría de la Defensa Nacional. También viaja Ramona, una perrita, que llegará a Chihuahua junto con su dueña.

Compartir