Foto: euronews

#Ciencia

Científicos del Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT por sus siglas en Ingles) en Estados Unidos han conseguido diseñar plantas de espinacas capaces de enviar correos electrónicos.

Gracias a la nanotecnología vegetal, han trasformado las espinacas en sensores capaces de detectar materiales explosivos, además creen que podría utilizarse para ayudar a los investigadores en temas sobre la contaminación, sequía, entre otras condiciones medioambientales.

De acuerdo con los ingenieros del MIT, los nanotubos de carbono de las hojas de las espinacas emiten una señal al detectar, a través de su raíz, presencia de nitroaromáticos, compuesto que suele encontrarse en explosivos, el cual es leído por una cámara de infrarrojos que envía una alerta a los científicos

Compartir