El Congreso de la Ciudad de México aprobó las reformas a la Ley de Residuos Sólidos, la cual prohíbe el uso y distribución de bolsas de plástico y popotes.

La iniciativa fue presentada por la diputada del Partido Verde (PVEM) Alessandra Rojo de la Vega y se pondrá en marcha a partir del 2020.

Los artículos que estarán prohibidos son: bolsas, tenedores, cuchillos, cucharas, palillos mezcladores, platos, popotes o pajitas, cotones, globos y varillas para los mismo, vasos y sus tapas, charolas, aplicadores de tampones y cualquier utensilio fabricado con plásticos.

Otra de las cosas que señala el dictamen es que sólo se otorgarán bolsas, siempre y cuando estas sean biodegradables un 90% en seis meses.