Foto: 60 legislatura

Para sancionar los ataques a personal de salud, la diputada Berenice Medrano Rosas, a nombre del Grupo Parlamentario de morena, propuso sanciones de seis meses a dos años de prisión, en tanto que los legisladores Anuar Roberto Azar Figueroa, Javier González Zepeda y José Antonio García García, en nombre de la bancada del PAN, plantearon penas de tres a 12 años de prisión a agresores de personal médico, de seguridad y de protección civil.

En sesión de Diputación Permanente presidida por la legisladora Mónica Álvarez Nemer,, la
diputada María de Jesús Galicia Ramos dio lectura a la iniciativa de morena, que tiene como objetivo sancionar con seis meses a dos años de prisión y 50 a 150 días de multa a quienes lesionen al personal que labora en las instituciones de salud, ya sean públicas o privadas, por el simple hecho de laborar en ellas.

La propuesta de la presidenta de la Comisión Legislativa de Salud, Asistencia y Bienestar
Social, que plantea la adición de la fracción XI al artículo 238 del Código Penal del Estado de México, explica que el Consejo Nacional para Prevenir la Discriminación recibió en un mes 140 denuncias por discriminación relacionada con la emergencia sanitaria derivada del covid-19.

Estas denuncias, detalla el documento, se interpusieron en 26 entidades, y el Estado de México fue el con más denuncias (19) solo por detrás de la Ciudad de México (47).

La iniciativa busca proteger la integridad de aquellas personas que laboran en instituciones de
salud, públicas o privadas, y que participan en la atención médica de pacientes sospechosos o
portadores de covid-19, por lo que se quiere inhibir conductas antijurídicas que puedan vulnerar o causar una alteración física al personal de salud.

Por otro lado, el secretario de la Diputación Permanente, diputado Reneé Alfonso Rodríguez
Yánez (PAN), leyó la iniciativa de sus compañeros de bancada, los legisladores Anuar Azar
(coordinador), Javier González y José Antonio García, la cual busca establecer que la pena de prisión se incremente de tres a cinco años para quienes atenten en contra del personal médico de servicios de salud pública o privados, seguridad o protección civil, durante el periodo que comprenda la declaración de una contingencia o emergencia sanitaria emitida por las autoridades competentes.

Actualmente el Código Penal del Estado de México, en su artículo 211, establece de uno a tres años de prisión o de 125 a 100 días de trabajo comunitario y multa de 50 a 200 días a quienes atenten contra la dignidad humana y menoscaben o anulen el reconocimiento o ejercicio de los derechos fundamentales de otra persona por razón de origen étnico o nacional, género, edad, discapacidades, condición social, trabajo o profesión, condiciones de salud, religión, opiniones, preferencias sexuales o estado civil.

Compartir