Imagen redes sociales

Rodrigo Duterte, presidente de Filipinas, ha ordenado a la Policía y al Ejército del país a que disparen a matar a quienes violen la cuarentena y causen problemas “Muerto. A cambio de causar problemas, te enviaré a la tumba”.