El Grupo Parlamentario del PRD pidió a la Fiscalía General de Justicia del Estado de México (FGJEM) investigar el asesinato del activista opositor a la construcción del Nuevo Aereopuerto Internacional de México, Jesús Javier Ramos Arreola.

La diputada Araceli Casasola Salazar condenó el homicidio del activista, ocurrido el 28 de septiembre en Tlalmanalco. “La defensa del medio ambiente no es un delito; la Fiscalía General de Justicia del Estado de México debe atender prontamente el caso para fincar responsabilidades a quien haya cometido el delito”, expuso la diputada perredista. Aunado a esto, el legislador Omar Ortega Álvarez, dijo que este activista defendía el cerro del Tenayo, el cual presuntamente ha sido explotado para sacar material de construcción para el NAIM, por lo que organizaciones señalan que su asesinato corresponde a intereses políticos.