Imagen: Loyolaandnews

Eliminar el consumo de tabaco, aumentar actividad física y tener buena alimentación, son acciones que las personas deben intensificar para evitar enfermedades cardiovasculares, afirmó el académico de la Universidad del Valle de México (UVM), Sergio Zúñiga Sánchez.

En ocasión del Día Mundial del Corazón, que se celebra este 29 de septiembre con el lema “Haz tu promesa”, el especialista dijo que este día será importante para “hacer una promesa” que ayude a mejorar el estilo de vida y evitar padecimientos, como un infarto cardiaco o una embolia cerebral.

A través de un comunicado de la UVM, el médico de la institución, Campus San Rafael, señaló que organismos internacionales alertan sobre la necesidad de prevenir la enfermedad del corazón, ya que esta es la primera causa de muerte a nivel mundial.

Recordó que al menos 30 por ciento de las muertes por estos padecimientos son prematuros, entre 30 y 69 años de edad promedio, lo que la coloca, como la número uno de fallecimientos en el mundo, con 1.6 millones al año.

En ese sentido, destacó la importancia de que “cada individuo debe hacer una promesa para mejorar su estilo de vida y eventualmente evitar no solo las enfermedades del corazón o del cerebro, es decir, un infarto cardiaco o una embolia cerebral, sino también prevenir todo el grupo de enfermedades que se llaman “enfermedades crónicas no transmisibles”, como son diabetes y obesidad, entre otras”.

Zúñiga Sánchez recomendó tres actividades que pueden ayudar a avitar estos padecimientos. El primero, dijo, es eliminar el consumo de tabaco, así como aumentar la actividad física, que implica erradicar el sedentarismo y fijar como meta aumentar 10 mil pasos al día.

Como tercer actividad se refirió a corregir la alimentación, incluida de manera específica la disminución del consumo de sal y el aumento de verduras y frutas en nuestra dieta.

Destacó que el Día Mundial del Corazón debe fomentarse en hospitales, universidades, instituciones de salud, aparatos gubernamentales y no gubernamentales y órganos descentralizados.

La Organización Mundial de la Salud (OMS), la UNESCO y la Federación Mundial del Corazón (FMC), instauraron desde el año 2000 el Día Mundial del Corazón, para dar a conocer las medidas para la prevención y control de las enfermedades cardiovasculares a la sociedad.

Compartir