El precandidato de Morena a la Presidencia estaría recibiendo apoyo inesperado del Kremlin para ganar las elecciones de julio. El artículo del WP destaca que en unos comicios que podrían resultar cerrados, la ayuda de los rusos podría marcar una diferencia decisiva.

Andrés Manuel López Obrador estaría recibiendo un apoyo inesperado del gobierno del presidente ruso, Vladimir Putin, para ganar las elecciones presidenciales de julio, de acuerdo con un artículo publicado en el diario estadounidense The Washington Post.

En el texto, firmado por Frida Ghitis, especialista en asuntos internacionales, se destaca que en unos comicios que podrían resultar cerrados, como en Estados Unidos, “un poco de ayuda de los rusos, amplificando el mensaje en las redes sociales, podría terminar marcando una diferencia decisiva” hacia el precandidato presidencial de la alianza Morena-PES-PT.

“Si López Obrador gana, Putin tendrá una razón más para mostrar una sonrisa de satisfacción propia. Eso es porque López Obrador no sería una buena noticia para EU”.

El artículo de Frida Ghitis –quien tiene participaciones regulares en CNNThe Washington Post, Miami Herald y World Politics Review– se titula “Un candidato presidencial mexicano está obteniendo un impulso inesperado de Trump y de Putin”.

El pasado 15 de diciembre, el consejero de Seguridad Nacional de Estados Unidos, H.R. McMaster, aseguró en un video que había señales iniciales de que Rusia estaba interfiriendo en los comicios mexicanos.

“El gobierno ruso lanzó una sofisticada campaña para influir en las próximas elecciones presidenciales de México e intensificar la división”, aseguró el funcionario de la Casa Blanca en aquella ocasión.

En el artículo del Post, Ghitis recuerda que McMaster indicó que la inteligencia de Estados Unidos “había detectado señales tempranas de las sofisticadas campañas rusas de subversión, desinformación y propaganda” en la elección mexicana, y también puntualiza que el embajador ruso en México, Eduard Malayán, negó las acusaciones.

Apenas el martes, el precandidato de la alianza “Juntos Haremos Historia” exigió, en un mitin de precampaña en Veracruz, que las autoridades electorales y el gobierno federal no permitan la injerencia de algún gobierno extranjero en las elecciones presidenciales del 1 de julio.

López Obrador comentó que si bien, ahora no había notado que haya injerencia de algún gobierno extranjero, lo que sí ha detectado es una “guerra sucia” de publicistas extranjeros, que son contratados para aplicar esa estrategia.

Al respecto, el artículo del diario estadounidense afirma que “Vladimir Putin ha buscado ampliamente debilitar Occidente, específicamente a Estados Unidos y a la Unión Europea, y desacreditar la democracia”.

La especialista en asuntos internacionales también destaca que la cadena de televisión no oficial del Kremlin, RT, “da gran cobertura al principal portavoz en inglés de López Obrador, John Ackerman, quien ha sido descrito en programas de TV como ‘Nuestro hombre en México’”.

Ackerman es considerado como “el ideólogo del lopezobradorismo y su esposa, Irma Sandoval Ballesteros, fue nombrada por el precandidato presidencial de la alianza Morena-PES-PT como secretaria de la Función Pública, en caso de ganar la elección del 1 de julio, además de que su cuñado, Pablo Amílcar Sandoval Ballesteros, es dirigente de Morena en Guerrero, excandidato de ese partido al gobierno de la entidad en 2015 y posible aspirante a una senaduría plurinominal.

El artículo del Washington Post expone además que “cada referencia de México que hace Donald Trump, aumenta las posibilidades del populista López Obrador”.

Fuente: elfinanciero.com.mx