Durante la peor crisis mundial de refugiados de la historia, La asamblea General de las Naciones Unidas declaro en el año 2001, el 20 de junio de cada año como el Día Mundial de los Refugiados, celebración  que brinda la oportunidad de mostrar apoyo a las familias y  personas  que se han visto obligadas a huir a causa de la persecución, la guerra o la violencia, convirtiéndose en refugiados

Según las Naciones Unidas, más de 65 millones de personas están desplazadas de sus hogares, esto es el equivalente a la población de Reino Unido o Francia, donde los mas afectados son niños, ya que mas de la mitad de los refugiados son menores de 18 años. Una crisis que deja números abrumadores, ademas de enormes retos para los países y comunidades afectadas, por no hablar de la incalculable miseria, y esperanza.