La tarde de ayer  lo que debería ser una celebración religiosa,termino en tragedia, cuando se registró la explosión de 240 cohetes de trueno, en un salón para eventos adjunto a la iglesia de Fátima sobre la carretera Toluca-Zitácuaro en la comunidad de San Pedro La Hortaliza, municipio de Almoloya de Juárez dejando  al menos diez mujeres, nueve hombres y cinco niños con lesiones leves por golpes de pedazos de tabique y concreto que salieron volando.

Las personas lesionadas como la señora Elodia Martínez Morales, de 46 años, y los niños Guadalupe Rodrigo González García, de 4 años y Jimena Median Martínez de 12, fueron trasladadas al Hospital Adolfo López Mateos de Toluca.

Por su parte, Luz Elena Martínez Sánchez, de 14 años; José Alexis Colín Colín de 13: Juan Miranda Cardoso, de 42 años; y Elizabeth Sánchez Cortez, de 19, fueron llevados a la Clínica 220 para su atención médica.

Cabe destacar que la mayoría de las lesiones sufridas fueron policontuciones, por lo que no peligran de muerte. Asimismo, otras seis personas fueron atendidas en el lugar sin mayores complicaciones.

La iglesia se vio afectada únicamente en la parte de fuera, pues la explosión de la pirotecnia con motivo de, festejo religioso, tiró una barda de 6 metros de largo y dos muros de 2 y 1 metro de alto.