El secretario General de Gobierno del estado de Puebla, Diódoro Carrasco, confirmó la muerte de dos personas más, que se suman a la lista de las doce fallecidas en el poblado de Chilchotla, Puebla, donde la noche del lunes, dejo un saldo hasta el momento de 14 muertos, entre ellos 11 menores de edad, ademas de 22 personas lesionadas, debido al estallido de pirotecnia, que sería utilizada el próximo 15 de mayo en las fiestas patronales de la comunidad de San Isidro.

De acuerdo con los pobladores, mientras se realizaba la tradicional serenata al filo de las 21:30 horas del lunes, un descuido originó la explosión de la pirotecnia almacenada en un cuarto detrás de la iglesia, cuando cayó un cohete, el estallido de 26 gruesas de cohetes ocasionó que una vivienda de dos pisos terminara en ruinas y mató en el lugar a nueve personas se encontraban dentro; tres más perecieron en los hospitales donde eran atendidas.

El Secretario Diódoro Carrasco exhorto prohibir fiestas con dispositivos pirotécnicos, ademas aprovechó para enviar un mensaje de prevención para evitar accidentes como este, y señaló que la compra de explosivos es difícil de controlar aunque la regula la Secretaría de la Defensa Nacional , y los accidentes ocurren por la falta de información y el auto cuidado en el manejo de este tipo de artículos y materiales, por lo que sugirió desarraigar tradiciones como esta.