Con un partido que duró 120 minutos y con un polémico arbitraje, el día de ayer el Real Madrid le ganó al Bayern Múnich, 4 goles a 2 en el Santiago Bernabéu, logrando con la victoria, pasar por séptima vez consecutiva a semifinales de la UEFA Champions League.

El partido inició con un Bayern ofensivo, quien durante el primer tiempo tuvo mayor posesión de balón, pero no pudo romper con el empate del partido.

Al comienzo del segundo tiempo, en el minuto 53, se marcó un penal a favor del Bayern, siendo cobrado por Lewandowski y poniendo al equipo alemán en ventaja, pero con un marcador de 2-2 global. Al 76, Cristiano empató el partido y un minuto después Sergio Ramos anotó un auto-gol para poner nuevamente en ventaja al Bayern. Al minuto 84 Arturo Vidal se fue expulsado, de forma polémica, dejando al equipo bávaro con un jugador menos.

El partido se fue a la prorroga y al minuto 104, desde fuera de lugar, Cristiano Ronaldo puso 2-2 (4-3 global) el partido, para que después marcara su hat-trick,nuevamente en offside, al minuto 110. El partido estaba definido para el Madrid, pero Marco Asensio, al minuto 113, anotó el cuarto gol del partido para los españoles, dejando un marcador global de 6-3 y matando cualquier esperanza del equipo bávaro.

Por otra parte, el próximo viernes se realizará el sorteo para conocer los cruces que habrá en las semifinales de la Champions.